Aún hay muchos prejuicios contra los gatos negros, así que el dueño de este gatito decidió comprobar algo por sí mismo. Primero dibujó un círculo a ver si su gato se sentaba dentro. No, ninguna reacción. Intentó lo mismo haciendo un cuadrado. Nada aún. Finalmente hizo algo que parecía un pentagrama, ¿y sabéis qué? ¡Funcionó! Al momento, la bola negra de pelos estaba sentado en el medio.


Mostrar Texto Completo

¿Es una coincidencia o la prueba de que lo que dicen de los gatos negros podría ser verdad? ¿Tú qué opinas? ¿Prefieres abrazar a este gatito o lanzarle agua bendita y salir corriendo?

(via)

Aún hay muchos prejuicios contra los gatos negros, así que el dueño de este gatito decidió comprobar algo…

Hizo en el suelo distintas formas geométricas, pero el gato solo se dignó a sentarse en la que parecía un pentagrama

Tras esta prueba, no queda duda, ¡los gatos son satánicos!

Esta publicación está escrita en clave de humor. Nos encantan los gatos negros, blancos y de todos los colores, ya sean católicos, satánicos o musulmanes :D