Cualquiera que se haya cortado la melena conoce el miedo de antes de hacerlo y el alivio de después.


Mostrar Texto Completo

Muchos pandas de todo el mundo han compartido sus fotos antes y después de cortarse el pelo de forma extrema, y nos sorprendió gratamente porque no solo no tuvieron miedo de las tijeras, muchos también donaron su cabello después.

Ahora hemos escogido los mejores y los hemos combinado con lo mejor que hemos encontrado por internet. Desde increíbles chicas calvas donando sus mechones a chicos diciendo adiós a su aspecto de yeti, estos cambios radicales quizá te den coraje para cortarte el pelo tú también.