Si pudiéramos permitirnos tener a una persona al lado constantemente que nos grite si comemos alguna guarrería o si comprarnos algo innecesario que se nos sale del presupuesto, sería genial. Pero ese no es el caso en lo que se refiere a autocontrol, y estamos solos para decidir lo que es bueno o malo para nosotros, y la verdad, es un asco. Así que si eres como la mayoría y no puedes dejar de comer, dormir y gastar dinero, Amazon tiene algo interesante que ofrecer.

Amazon vende un brazalete que intenta evitar que te gastes demasiado dinero o comer demsiada comida basura

Image credits: TheRxReview

Pavlok, un brazalete que se puede comprar en Amazon, es considerado un “aparato de entrenamiento del comportamiento que funciona usando condicionamiento aversivo.”

Image credits: TheRxReview

Según los creadores del producto, “el condicionamiento aversivo es básicamente un entrenamiento del comportamiento que usa estímulos negativos y asociación para ayudar a reafirmar una acción específica como indeseable.

La razón por la que mucha gente fuma aunque sabe que es malo, es porque para muchos, fumar ES un placer. La razón por la que la gente no para de comer comida basura es porque a menudo SABE bien. Y por eso Pavlok es tan efectivo.”

De hecho, se puede usar Pavlok para ayudar a dejar muchos malos hábitos

Image credits: Amazon

Esto incluye perder el tiempo en internet, comer sin pensar, comer comida basura, morderse las uñas, fumar, y dormirse más de lo debido. Según las reseñas del producto, funciona genial con los que tienen problemas para despertarse por la mañana.

Image credits: TheRxReview

El brazalete funciona de modo sencillo. Los creadores lo comparan a tener una intoxicación alimentaria: cuando la sufres, dejas de comer esa comida, y eso es el condicionamiento aversivo.

“Usando el estímulo de un calambre, que es ligeramente desagradable, Pavlok te ayuda a entrenar el cerebro para asociar el mal comportamiento con los estímulos desagradables. Y tras unas pocas semanas de asociar ambas cosas consistentemente, tu cerebro comienza a decir:

Hey, espera. Quizá NO me gusta fumar.
Oye, quizá este donut no me apetece tanto después de todo.”

Aunque la idea suena interesante, el producto tiene diferentes reseñas en internet, y algunos lo adoran

Y otros no lo disfrutaron en absoluto

Puedes ver el vídeo para saber más sobre el producto (en inglés)