Los búhos son criaturas majestuosas, una de las aves más misteriosas y magníficas que hay. Sin embargo, no son tan inocentes como pueda parecer a veces… Son aves de presa por una razón. Al ser buenos cazadores, los búhos tienen una dieta de criaturas variadas, desde insectos, ratones y conejos hasta los que cazan peces. Son una de las aves de presa más silenciosas, con excelente oído y visión nocturna, así que muchos animalitos no tienen ni una oportunidad contra estos depredadores. Si no te asustan lo suficiente, que sepas que a veces atacan a humanos. Por ejemplo, un búho real tiene unos espolones con una fuerza de 500 psi (similar al mordisco de un perro guardián grande). Uno de ellos atacó varias veces a un corredor en la cabeza, en Salem, Oregón, en 2015.

Hace poco, alguien compartió un vídeo de un búho intentando intimidar y asustar a un gato

Hace poco, alguien grabó un vídeo de un gato doméstido, sobresaltado y confuso, al que casi le patea el culo un búho enfadado. El gato y muchos de nosotros (gracias al vídeo) hemos descubierto el aspecto de los búhos cuando no quieren que les toquen las narices. El ave cabreada en el vídeo se puso en una postura amenazadora, con las alas ahuecadas, pareciendo que tenía el doble de su tamaño. Tras ver algo tan intimidante, el pobre gato se quedó helado de miedo y ni se le ocurrió pelear.

Cuando pensamos en búhos, creemos que son pequeños y adorables

Pero pueden volverse terroríficos al momento. Solo hay que ver a esta bola de plumas

Image credits: Etienne

Así de grandes e intimidantes pueden ser los búhos cuando se encuentran ante una situación amenazante

Otro intentando espantar a un gato

Image credits: julietvanree

Está claro, no te tienes que meter con estos animales

Así reaccionó la gente ante el vídeo