Ser médico no es solo un trabajo duro, también es agotador. El cirujano Luo Heng llevó a cabo 5 operaciones en un total de 28 horas. 2 de ellas fueron emergencias nocturnas y otras 3 fueron por la mañana. Después de un turno tan duro, Heng fue visto durmiendo en el suelo del hospital de forma bastante cómoda. La foto se publicó en una red social china llamada Weibo, y desde entonces la gente ha estado alabando su dedicación al trabajo.

No es la primera vez que vemos fotos de personal médico durmiendo en el trabajo. Eso sí, después de 28 horas de trabajo, desde luego que se merece una siesta.

(via: weibo)

Más personal médico ha publicado fotos suyas durmiendo en el trabajo