La vida funciona de formas misteriosas. Pero a veces encaja todo. Rachel Romeo es patóloga del habla y lenguaje, y volvía en avión de una conferencia en otro país. A su lado, se sentaban un padre y un hijo, y Rachel no sabía que ese niño iba a ser el mejor compañero de viaje.

El padre explicó que su hijo de 10 años padecía autismo y no hablaba, disculpándose porque el viaje podría ser difícil. Antes incluso de despegar, el niño gritaba y cogía cosas de la mujer. El padre se disculpaba, pero poco más podía hacer. Pero la situación comenzó a cambiar cuando Rachel usó los principios de Comunicación Alternativa y Aumentatica, unas formas de comunicarse sin hablar en voz alta, que ayudarían al chico a explicar sus necesidades a ella y a su padre.

Más información en: Twitter

Image credits: RachelRRomeo

Image credits: RachelRRomeo

Image credits: RachelRRomeo

Image credits: RachelRRomeo

Image credits: RachelRRomeo

Image credits: RachelRRomeo

Image credits: RachelRRomeo

Image credits: RachelRRomeo

Image credits: Gabrieli Laboratory

Según estudios de la universidad de Boston, casi un tercio de las personas diagnosticadas con un trastorno del espectro del autismo “nunca aprenden a decir más que unas pocas palabras”. El autismo no verbal ha sido poco investigado y no se sabe mucho de los procesos mentales de estas personas, aunque hoy en día eso está cambiando.

Nadie sabe realmente por qué algunas personas con autismo no usan o no pueden usar el lenguaje hablado. Muchas de estas personas eligen comunicarse con lenguaje de signos, tarjetas con imágenes o algunas herramientas digitales.

A la gente le alegró mucho saber cómo se resolvió todo:

Image credits: poptartjenny

Image credits: Buckaroo1967

Image credits: JocelynChampag7

Image credits: GynnSquarePHX

Image credits: pearsoncrz