Cuando Georgina y su prometido Christopher adoptaron a su primer gato, este se llamaba Herbie, tenía 16 años, y a su edad, no tardó en fallecer. La pareja quedó destrozada, pero sirvió para que se convencieran de que tenían que adoptar más gatos para darles una buena vida.

Más información en: Instagram

Image credits: tummyandgummy

“No hacía más que pensar en esos animales a los que quizá solo les quedan unos meses de vida y los van a tener que pasar en un refugio,” dijo Georgina a Meow. “Decidimos buscar un gato especial al que quizá le estuviera costando más encontrar un hogar.”

Image credits: tummyandgummy

Mirando en internet, Georgina se encontró con Toby y Quinton, un par de gatos que había que adoptar juntos y que buscaban un hogar. “Los vi en una web de RSPCA y me enamoré de ellos.” Quinton tiene 7 años, es blanco y negro, le faltan todos los dientes. Toby tiene 6 años, pelo corto y un montón de piel suelta.

Image credits: tummyandgummy

Georgina descubrió que Toby tenía el síndrome de Ehlers-Danlos, también llamado “astenia cutánea felina”, un trastorno que causa que la piel sea frágil y se estire debido a la falta de colágeno. “Nunca lo habíamos oído antes de encontrarlo, pero sabíamos que necesitaba un hogar y nosotros íbamos a quererle mucho.”

Image credits: tummyandgummy

Georgina y Christopher visitaron a los gatos en el refugio, donde vivían en una unidad especial. “Ambos estaban aterrorizados y se escondieron atrás del todo. Toby estaba temblando detrás de Quinton.”

Image credits: tummyandgummy

Georgina pudo acariciar a Quinton, pero Toby estaba demasiado asustado. Aún así, ambos consideraban que podían cuidar bien de estos felinos con necesidades especiales y tan nerviosos, así que los adoptaron a ambos.

Image credits: tummyandgummy

Toby y Quinton no tardaron en encontrar paz en su nuevo hogar. 7 meses después, les va muy bien. Sin embargo, la delicada piel de Toby le hace sufrir heridas cuando está lavándose o jugando. “Ambos son inseparables, y Quinton intenta lavarle la cara a Toby cuando es posible. Al jugar, Quinton sabe que no tiene que sacar las uñas.”

Image credits: tummyandgummy

A causa de su problema, El estómago de Toby le cuelga hasta las rodillas, y a la pareja le preocupa el peso de esta piel extra por si tiene algún efecto a largo plazo en la salud de Toby. “Este síndrome puede causar problemas de articulaciones y el peso extra de la piel nos hace creer que pueda darle problemas cuando sea más mayor.”

Image credits: tummyandgummy

Para minimizar el estrés en sus articulaciones, los dueños intentan que Toby no salte mucho, pero a pesar de que ambos requieren más cuidados, la pareja es muy feliz con él y su hermano Quinton.

Image credits: tummyandgummy

Aparte de su trastorno, Toby es un gato normal. Le gusta mirar a los pájaros, jugar con pelotas y acurrucarse con sus dueños. “Le gusta que le rasquen la barriga y se tumba a tu lado mirándote, esperando que le rasques.”

Image credits: tummyandgummy

Los dueños esperan que compartiendo la historia de Toby se cree conciencia sobre su extraño trastorno, y también que la gente se anime a adoptar gatos con necesidades especiales. “Solo hay que quererlos, y a pesar de sus necesidades son animales preciosos con sus increíbles personalidades y la capacidad de quererte a ti.”

Image credits: tummyandgummy

Image credits: tummyandgummy

Image credits: tummyandgummy

Image credits: tummyandgummy

Image credits: tummyandgummy

Image credits: tummyandgummy

Image credits: tummyandgummy

Image credits: tummyandgummy

Image credits: tummyandgummy

Image credits: tummyandgummy

Puedes seguir a Toby en Instagram para ver más de sus adorables fotos.