Olvídate de los vampiros que se convierten en murciélagos, ha llegado la hora de los gatos vampiro. Este es Loki junto a su compañera humana Kate. Este gato de mirada feroz ha estado triunfando en las redes sociales debido a sus inusuales colmillos que le hacen parecer un vampiro.

“Cuando la adopté del refugio no me dieron muchos detalles sobre su apariencia,” escribe Kate en Instragram. Loki parece haber sufrido varios problemas de salud, pero no hay más que ver todas sus publicaciones online para ver que está en buenas manos.

Más información en: Instagram | Tumblr | Twitter