Cuando Tawnya Ford y Larry Sumpter descubrieron que su hija de 15 años, Madelynn, había ayudado a unos chicos a colarse en una fiesta de pijamas, se les ocurrieron 2 formas de castigarla, y dejaron a Maddi elegir. Un mes sin el móvil, o 2 semanas sin el móvil, pero sus padres tendrían un control completo de sus redes sociales.

Maddi eligió la segunda opción inmediatamente.

Más información en: Instagram | TikTok

Sin embargo, esta adolescente texana no tardó en lamentar su decisión. En cuanto la “toma de poder” tuvo lugar el 11 de noviembre, su padre se puso muy creativo en sus cuentas de TikTok e Instagram.

Por ejemplo, Larry aparece bailando con su yerno, con un top ombliguero y botas vaqueras en un vídeo. Y se hace fotos “espontáneas” tumbado en la cama. Al final, hasta los compañeros de clase de Maddi comenzaron a esperar sus actualizaciones regularmente.

“Tras el primer día, Maddi dijo que había cambiado de idea y que prefería 1 mes sin móvil. Larry le dijo que no, que se había viciado, que tenía demasiadas ideas y se quedaría con las 2 semanas. Le encanta, creo que se va a hacer su propia cuenta en TikTok cuando esto acabe,” dijo Ford a TODAY.

“Siempre nos apuntamos a avergonzar a nuestros hijos,” se rió la madre.

Día 8, con ayuda de mamá y del hermano pequeño.

Día 12, con ayuda de mamá y la tía Crystal.

Después de que Maddi recuperara sus redes sociales, publicó una foto inocente de su infancia, diciendo que iba a tomar buenas decisiones. A esto, uno de sus seguidores contestó: “Llámame loco, pero las publicaciones de tu padre son más guays.”