Las vacaciones de Navidad son esa época del año que la mayoría de nosotros pasamos en familia. Por desgracia, no todos tenemos tanta suerte: miles de personas trabajan durante Navidad y no pueden pasar tiempo con sus seres queridos. Una de esas desafortunadas es Pierce Vaughan, azafata de Delta Airlines, que pasó Nochebuena y Navidad volando. Sin embargo, su padre encontró un modo de pasar esos días con su trabajadora hija. Compró billetes para 6 vuelos en total, por todo EEUU, para poder pasar rato con su querida hija.

Image credits: Mike Levy

Este encantador gesto fue compartido por uno de los pasajeros, que viajaba junto a Hal Vaughan (el padre de la azafata) desde Fort Myers a Detroit

Mike Levy se sacó una foto con Hal y otra de Pierce, la hija de Hal.

Image credits: Pierce T. Vaughan

Y esa publicación ha sido compartida más de 28.000 veces. Este martes, Pierce lo compartió también, añadiendo sus propias palabras:

Image credits: Pierce T. Vaughan

No hace falta decir que la historia corrió enseguida como la pólvora por internet