El pasado abril de 2016, Evy Davison falleció a causa del cáncer. Su esposo Keith, tras 66 años juntos, no podía soportar el silencio y la soledad en su casa. “No te imaginas como es,” dice Davison en el vídeo. “Lloras mucho. Así es, porque ella no está aquí.” Así que este juez retirado decidió instalar una piscina en el patio de su casa en Minnesota, y ahora tiene tantos visitantes que su casa nunca volverá a estar en silencio.

La piscina mide 4,9 metros por 9,8 y fue instalada a principios de año por el amable nonagenario, que la abrió en Julio para que la usaran los niños del vecindario. A pesar de tener 3 hijos adultos, Davison no tiene nietos, pero un vecino le dijo “se podría decir que has adoptado a todos los niños del vecindario. Estos son tus nietos.” Davison ya no se siente solo, pero le gusta nadar tranquilamente de vez en cuando… en las raras ocasiones que la piscina está vacía, claro.

Cuando falleció la esposa de Keith Davison tras 66 años juntos, él no podía soportar el silencio y la soledad

Image credits: Boyd Huppert

Así que este juez retirado decidió construir una piscina en su patio para los niños del vecindario

Image credits: KARE 11

¡Ahora la casa de este anciano de 94 años nunca está en silencio!

Image credits: Boyd Huppert

La piscina mide 4,9 metros por 9,8

Image credits: KARE 11

¡Espacio más que suficiente para cantidad de niños ruidosos!

Image credits: Boyd Huppert

En este vídeo tienes más información: