Durante algún tiempo, han estado surgiendo en Fayetteville, Arkansas, algo llamado «Little Free Libraries» (pequeñas bibliotecas gratis), y una vecina llamada Jessuca McClard empezó a preguntarse por qué tenían tanto éxito. «Me parece que estas pequeñas estructuras gratis sirven tanto para crear un espacio para la amistad entre vecinos, y para abordar problemas sociales,» dijo McClard a Huffpost. Así se le ocurrió la iniciativa de Little Free Pantry (pequeña alacena gratis).

Cuando Thrivent Financial le ayudó con 250$, colocó su primera alacena gratis junto a la Iglesia Luterana del Buen Pastor en Fayetteville. El proyecto fue un éxito inmediato. Ahora tiene más de 10.000 fans en Facebook y ya ha inspirado a otros para construir más alacenas gratis en South Fayetteville y Ardmore, Oklahoma.

Más información en: littlefreepantry.org | Facebook (via)

Cuando Jessica vio que en su ciudad surgían pequeñas bibliotecas gratis, tuvo una idea aún mejor

Construyó una pequeña alacena gratis, para que la gente pudiera dejar comida y otros productos para aquellos que los necesitaran

El 10 de mayo instaló su primera alacena junto a la Iglesia Luterana del Buen Pastor

Jessica quedó sorprendida con la respuesta: ¡la gente enseguida llenaba la alacena!

El proyecto tiene ahora más de 10.000 fans en facebook y están surgiendo más alacenas en otros sitios

«Mantequilla de cacahuete, gelatina, productos de higiene femenina y pañales son lo que más piden»

«Me parece que estas pequeñas estructuras gratis sirven tanto para crear un espacio para la amistad entre vecinos, y para abordar problemas sociales»

Ya que una alacena estaba junto a una escuela, también se aseguró de que los niños tuvieran material escolar

Puedes apoyar el proyecto de la Pequeña alacena gratis de dos maneras: poniendo productos dentro o haciendo tu propia alacena