Allá por 1977, la legislación de Alabama aprobó una Ley contra criminales reincidentes. En aquel entonces, el nº de prisioneros en el estado era de 3455. Tras una década, el nº subió a 13541, y en 2014, a 32467.

La periodista de investigación Beth Shelburne compartió hace poco la historia de un hombre que cumple sentencia en una de las más violentas cárceles de Alabama. Estuvo hablando con Willie Simmons, un hombre que fue sentenciado a cadena perpetua sin derecho a libertad condicional, todo ello para arrojar algo de luz sobre la injusticia creada por estas leyes contra reincidentes.

Más información en: Twitter

Image credits: bshelburne

Willie Simmons  es un hombre de Enterprise, Alabama. Cuando solo era un adolescente, cayó en las drogas duras. A los 25 años, “el estado decidió que debería morir en prisión.”

Image credits: bshelburne

Image credits: bshelburne

Image credits: bshelburne

Willie fue acusado de robo y sentenciado a cadena perpetua en 1982, gracias esta ley de Alabama, porque ya había estado en prisión 3 veces antes. Una fue por hurto mayor y otras 2 por recibir propiedades robadas. Sin embargo, la periodista solo ha encontrado datos de la sentencia por hurto, en 1979, cuando Willie cumplió un año en prisión. Ni el propio Willie se acuerda ya.

Image credits: bshelburne

Image credits: bshelburne

Image credits: bshelburne

Image credits: bshelburne

Willie cumple sentencia en el correccional de Holman en Escambia County, Alabama. Intenta mantenerse positivo a pesar de no haber recibido visitas desde que falleció su hermana en 2005. En la actualidad está estudiando para sacarse el DEG y no intenta negar sus crímenes, aceptando la responsabilidad.

Image credits: bshelburne

Image credits: bshelburne

Image credits: bshelburne

Image credits: bshelburne

Beth termina su hilo viral afirmando que hay que abolir esa ley injusta. ¿Estás de acuerdo con la autora?